Niños Cantores de Morelia

Los Niños Cantores de Morelia

El Coro de los Niños Cantores de Morelia está formado en la actualidad por treinta y seis niños entre los ocho y los trece años de edad.
Desde su fundación en 1949, el coro había estado integrado exclusivamente por varones, siguiendo la tradición de la música sacra, pero a partir de 1998 el coro se abrió a la participación de las niñas, lo que ha renovado tanto las voces como la imagen del coro.
Los niños pertenecientes al coro cursan su primaria y secundaria en el Conservatorio de las Rosas campus Carlos Prieto, de donde son seleccionados bajo las más estrictas pruebas de calidad vocal y musical, y  donde además de sus estudios académicos habituales, reciben una educación enriquecida con distintas actividades artísticas, especialmente la música. El coro ensaya ocho horas a la semana, en las que se trabajan técnica vocal, lectura musical y repertorio.
Los Niños Cantores han interpretado música antigua, obras del repertorio clásico, folklore y música tradicional nacional e internacional, así como  música contemporánea.
Actualmente el coro se presenta con regularidad en el Festival Internacional de Música de Morelia, además de diversos escenarios de la ciudad de Morelia y otros lugares del país.
El coro ha realizado grabaciones desde la época de su fundación, pero es en sus presentaciones en vivo, tanto en Morelia como a lo largo y ancho de la República Mexicana y en países como Estados Unidos, Canadá, Guatemala, El Salvador, Venezuela y Alemania, en donde ha hecho vibrar a los más variados públicos durante poco más de medio siglo. Es por su digna trayectoria que, hoy como antaño, es válida la opinión que la crítica vertió después de una de sus múltiples giras: “Los Niños Cantores de Morelia, una gloria de la música mexicana”.
El Coro de los Niños Cantores de Morelia es la agrupación emblemática y orgullo del Conservatorio de las Rosas y del país, reconocida por su alta calidad artística.
Semillero de importantes músicos mexicanos, como Rubén Valencia y Gustavo Corona, el Coro de los Niños Cantores de Morelia fue fundado en 1944 por Bernal Jiménez con el apoyo de Cayetano Blanco Vigil.
Durante el viaje que realiza a Europa entre 1947 y 1948, Bernal Jiménez visitó el Instituto de los Niños Cantores de Viena en Austria, donde conoció al maestro Romano Picutti, entonces director de este prestigioso coro, y promovió su contratación con vistas a transformar dicha agrupación moreliana en un coro con similar orientación y calidad al europeo.
Romano Picutti (1914-1956) había estudiado en el Conservatorio Benedetto  Marcello de Venecia y más tarde en el Conservatorio de Viena, donde se graduó con todos los honores en 1937. Posteriormente se trasladó al instituto de los Niños Cantores de Viena, obteniendo el cargo de asistente de director, y en 1946 sucedió a Ferdinand Grossman como director artístico de la agrupación. Después de su éxito con el coro en el festival de Salzburgo de 1946, recibió varias ofertas de contratación, tanto de América como de Europa. Pero fue la propuesta del maestro Miguel Bernal la que aceptó,  y en el mes de septiembre de 1949 llegó a la ciudad de Morelia con un contrato por diez meses, mismo que se extendería a aproximadamente 7 años, hasta su temprana muerte el 25 de octubre de 1956.
Debido a lo estricto del examen que practicaba el maestro, sólo unos pocos de entre cientos de niños lograban ingresar al coro. Desde su fundación, Miguel Bernal y Romano Picutti contaron con la valiosa asistencia de Luis Berber, Felipe Ledezma y José Zavala, quienes contribuyeron que el coro alcanzara un nivel de excelencia.
Luis Berber encabeza la lista de los sucesores del maestro Picutti que han  logrado mantener al grupo en los más altos niveles de interpretación y calidad. Le siguieron José Zavala, Rubén Valencia y Sergio Nava; Luis Berber regresaría nuevamente en el año de 1992, dando paso, posteriormente, a jóvenes directores como Manuel Torres, Juárez Lincoln Velásquez, Evelio Pampillo, Hernán Cortés y la maestra cubana Carmen Rosa López, la primera mujer a la que se le confirió el título de Directora de los Niños Cantores de Morelia. Actualmente el coro está bajo la dirección interina de la maestra Elizabeth Espejel Cruz, egresada del Conservatorio de las Rosas.
Miguel Bernal Jiménez José Ignacio Miguel Julián Bernal Jiménez, nace en Morelia, Michoacán, el 16 de febrero de 1910; y muere en León de los Aldama, Guanajuato, el 26 de julio de 1956. Comenzó su carrera musical a los siete años de edad como niño de coro en el Orfeón Pío X, estudiando en el Colegio de Infantes de la Catedral de Morelia. En 1928 ingresa al Instituto Pontificio de Música Sagrada de Roma, donde se graduó dos años después con los títulos de Doctor en Canto Gregoriano, Maestro de Composición y Concertista de órgano.
El entorno histórico en el que transcurre la vida de Miguel Bernal Jiménez fue inestable y violento. En un lapso de cuarenta y seis años se sucedieron en México acontecimientos decisivos para la vida nacional. La revolución mexicana y el conflicto religioso, así como el proceso de institucionalización de la vida política y cultural de México enmarcaron la obra de Bernal Jiménez. En ésta se refleja, sin duda, la encrucijada espiritual y artística de la época. Participó en el plural movimiento nacionalista de la música mexicana, y fue el máximo representante de lo que propongo denominar como nacionalismo sacro. El abundante catálogo de la producción de Bernal Jiménez cuenta con doscientas cincuenta registros, cuyas fechas de composición van de 1924 a 1956. Su repertorio abarca música para orquesta, la que utilizó en sus mejores obras profanas, y manejó con especial gusto los conjuntos vocales y el órgano, que fue su instrumento favorito. El catálogo contiene un drama sinfónico, música litúrgica y para la escena, himnos, sonatas, sinfonías y villancicos de navidad.
Bernal Jiménez no se abstrajo de la realidad, rejuveneció en su obra modos gregorianos y tonos renacentistas, jugó con pulsos virreinales e ideas propias y, con un lenguaje personal y contemporáneo, fue espejo de aquella época, a la que a su vez enriqueció.
Además de ser compositor, organista, director de coros y orquesta, maestro, escritor y musicólogo fue creador de instituciones. Organizó la sociedad Amigos de la Música (1938) que promovió en Morelia la realización de conciertos de alta calidad.
Fue director-fundador de la revista Schola Cantorum (1934-1974), organizó y dirigió el coro de los Niños Cantores de Morelia en 1944 y también fundó y dirigió en 1945 el Conservatorio de las Rosas, el cual quedó establecido definitivamente como una asociación civil en 1950.
Fue el único compositor de sus días que desde la provincia y luchando contra las adversidades de la época, encabezó una gran obra cultural que abarcó el país entero. Bernal Jiménez ocupa un sitio privilegiado en la historia de nuestra música, es un personaje insólito y brillante en el campo del arte y la cultura de México, compositor indispensable y permanente en la historia de la música mexicana.

Lorena Díaz
Director de coro y pedagogo (Venecia, Italia, ca. 1908 – Morelia, Michoacán, 1956), fue el menor de 16 hijos de Paolo Picutti y Virginia Bevilacqua. Creció en el centro de la vida cultural de Viena y Venecia. En 1926 inició su formación musical en el Conservatorio Benedetto Marcello de Venecia, y más tarde en la Academia de Viena, allí estudió armonía y contrapunto con Edmund Euysler, dirección con Rudolf Nielius y Félix Weingarten, composición y piano con Egon Lustgarten. Después de graduarse con todos los honores en 1937, colabora con Pietro Mascagni como asistente en las temporadas de ópera de Livorno, Roma y Milán. En 1946 ocupa el cargo de director artístico de los Niños Cantores de Viena, sucediendo a Ferdinand Grossman. Emprendió con el coro una extensa gira por toda Europa.
En los últimos años de la Segunda Guerra Mundial se trasladó a México por invitación de Miguel Bernal Jiménez.
En 1950 tomó la dirección de los Niños Cantores de Morelia, realizando con ellos extensas giras por Estados Unidos, Europa, Centro y Sudamérica, convirtiéndolo en el conjunto coral infantil de más prestigio en México.
En los pocos años que Picutti vivió en México, ejerció gran influencia en el movimiento coral nacional. En memoria suya se realizan festivales, coloquios, encuentros nacionales corales, etcétera.
Como homenaje y en reconocimiento a su ardua labor en pro de la eduación musical a través de la música, el nivel pre escolar del Conservatorio de las Rosas lleva su nombre.
NOTA: Aquí se deben agregar links a varios audios de los niños cantores dirigidos por Romano Picutti.
Servicios Artísticos a Instituciones Públicas, Privadas y Asociaciones Civiles Convenios de Colaboración Para la realización de estos conciertos, se requiere la firma de un convenio de colaboración y para elaborar dicho documento es necesaria la siguiente información:
  1. Acta constitutiva (copia)
  2. Alta en Hacienda o RFC (copia)
  3. IFE del Representante Legal (copia)
  4. Poder Notarial (copia)
  5. Domicilio Fiscal (calle, número, colonia, c.p.)
  6. Comprobante de Domicilio (copia)
  7. Día, hora y sede (nombre y dirección) donde se llevará a cabo el concierto
Depósitos Es necesario cubrir el 100% del donativo a la firma del convenio de colaboración y entrega del recibo de donativo, por lo menos 1 mes antes de la presentación. Cheque a nombre de: CONSERVATORIO DE LAS ROSAS, A.C. Datos para Depósito y/o Transferencia Interbancaria
BANCO NOMBRE No. DE CUENTA CLABE(CLAVE INTERBANCARIA ESTANDARIZADA PARA TRANSFERENCIAS)
BANORTE CONSERVATORIO DE LAS ROSAS A.C. 0130741905 072 470 001 307 419 058
Comprobante de Depósito Deberá enviarse una copia digital de la ficha de depósito o transferencia interbancaria al correo difusion@conservatoriodelasrosas.edu.mx , de no realizarse el depósito en tiempo y forma y/o la firma del convenio de colaboración, el Conservatorio de las Rosas tendrá la capacidad de suspender la participación de los Niños Cantores de Morelia.